“Sin Favo no sería ahora lo que soy”: La historia de Xiomara

El día a día de Favo va más allá de hacer compras de supermercado. Buscamos transformar la vida de las personas que forman parte de nuestra comunidad, ya que, sin ellas, no seríamos lo que somos. Oír la historia de vida y experiencias de nuestros Emprendedores Favo es algo que nos llena de orgullo y motiva a seguir adelante. 

Una de estas historias es la de Xiomara Zavaleta. Madre de familia, mujer emprendedora y vecina del distrito de Comas, quien inició su camino en Favo hace un año. Antes de tener su propia tienda virtual, vendía postres, pero ese trabajo no le daba la estabilidad económica que tanto buscaba para ella y Axelito, su hijo. 

“Dependía del día a día. Sentía que no tenía un ahorro. Me faltaba el dinero y a veces no me alcanzaba para comprarle las cosas a mi hijito. Con Favo fue que las cosas cambiaron para bien”, cuenta.

Es así que comenzó a ver opciones. Quería algo que le permitiese generar ingresos, pero sin sacrificar su tiempo en familia ni la oportunidad de ver crecer a su pequeño. Al enterarse que Favo estaba ingresando a su distrito y que podía trabajar desde su celular, decidió darle una oportunidad. Dejó los postres y todo lo que estaba haciendo para dedicarse 100% a Favo. 

Después de 365 días, Xiomara ya no está más en el limbo. Ya no tiene que escoger entre trabajar o estar en familia, ya que su pareja e hijo también la ayudan con las entregas y pedidos. De hecho, Axelito es ahora el alma de “Market Axelito”, el nombre que recibe su tienda, y cada cliente lo espera para recibir el pedido y lo extrañan cuando no llega a hacerlo. 

“Con Favo siento que mi familia se juntó más, se unió más. Puedo trabajar con mi esposo, con mi hijito. Podemos trabajar los tres juntos. Siempre estamos los tres juntos — dice —. Ahora podemos vivir en un lugar mejor, más cómodo (…) hemos tenido la posibilidad de alquilar algo más grande y siempre unidos”. 

Tienda Favo
Las Emprendedoras reciben una tienda virtual donde pueden vender productos de supermercado sin salir de casa.

Grandes cambios y nuevos vientos

Pero la vida de Xiomara no solo cambió en el ámbito familiar y financiero, también en el social. Gracias a Favo y con el fin de hacerse más conocida en el distrito para tener más ventas, conoció a vecinos dentro de su barrio. Con el tiempo, muchos de ellos dejaron de ser simples clientes y se convirtieron en amigos con los que tiene una relación cercana. Les brinda una atención personalizada, los ayuda y sorprende en fechas especiales. Y es que Favo no solo se reduce a una transacción comercial, se expande hasta crear una conexión real entre las personas. Cuando cliente y Emprendedor se juntan, es donde la magia sucede. 

De hecho, uno de los momentos que Xiomara más recuerda es cuando fue a una reunión con Alejandro Ponce, nuestro fundador. Si bien tenía buenas ventas, no encontraba el camino para hacer despegar su negocio. 

“Alejandro dijo unas cosas que me hicieron tener más confianza en que sí se podía vender. Yo veía que tenían ciertas metas para llegar a ser top, ir creciendo y decía, ‘¿quién va a vender tanto?’ No lo creía — recuerda —. Pero seguí sus consejos: que cree un grupo de WhatsApp, que abra la tienda todos los días, que siempre mande promociones”. 

Esa charla, sumada a los constantes consejos y el apoyo emocional de su mentora en Favo, hicieron que ella tomara impulso y, ahora, no hay quien la pare. 

Historias como esta son las que nos permiten seguir soñando y creciendo. Tener a una mujer perseverante y luchadora como Xiomara hace que nuestro propósito de transformar la vida de las personas, a través de un comercio justo, se mantenga más vivo que nunca. 

“Yo siento que sin Favo no sería ahora lo que soy. Yo siento un gran cariño por Favo porque me ha ayudado bastante, me ha cambiado la vida”, puntualiza. 

Si tú también deseas ser un Emprendedor Favo y unirte a nosotros. Ven y regístrate aquí. Estaremos más que felices de trabajar a tu lado. 

6 Responses

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

Somos a

Favo

A Favo é uma empresa latinoamericana fundada em outubro de 2019 por Alejandro Ponce, no Peru. Com dois meses de operação em Lima, desembarcamos no Brasil sob o comando de Marina Proença pra sonhar ainda mais alto: vamos revolucionar a forma com que as pessoas fazem compras de supermercado, gerando renda pras famílias. 

A gente trabalha com quem sonha em empreender e tá sem grana pra investir. Acreditamos no poder das relações e que tudo pode ser mais justo quando nos unimos para gerar renda, economia e conveniência.

São muitos os que contam com a gente todos os dias, comprando ou vendendo nossos produtos. Conectamos pessoas e oportunidades, levando benefícios para os nossos parceiros e clientes, facilitando a compra online e simplificando a ida ao supermercado.

Sonhamos juntos e estamos todos do mesmo lado: quem compra, quem vende e quem faz essa relação acontecer.